30 jun. 2016

Xian Ni: Capítulo 33

Editado por Syru.

Cantos.


Wang Lin no tenía ningún interés en esta píldora de establecimiento de la base. Al ver el precio ya tan alto, Wang Hao suspiro. Parecía que Wang Hao no sería capaz de obtener esta píldora.

Mientras pensaba en esto, se oyó gritar a Wang Hao, "¡230 píldoras de ganancia de Qi! Este es mi límite.
¡No negociare más si lo excede!"

La escena rápidamente cayó en silencio. 230 Píldoras de ganancia de Qi era ya un precio muy alto. No muchos podrían superarlo. Pero la píldora de establecimiento de la base era demasiado rara, y muy pocos estaban dispuestos a dar por vencidos.

La persona que vende la píldora establecimiento de la base sonrió. Arrogantemente dijo, "¿Con sólo 230 píldoras de ganancia de Qi, usted quiere ofertar por mi píldora? El precio minimo es de dos mil píldoras de ganancia de Qi, ¡no hay intercambio!"

Wang Lin escuchó rápidamente su voz. Después de pensar por un tiempo, en secreto supuso que esta persona era Wang Zhuo, pero no estaba seguro, porque estaba completamente oculto por la niebla negro.

Wang Hao se encogió de hombros y no dijo una palabra. Todos los presentes se sorprendieron por la arrogancia de esa persona.

El anfitrión tosió y dijo, "todo el mundo, ya que esa persona no quiere intercambiar su píldora de establecimiento de la base, vamos a seguir adelante y continuar con el intercambio."

En poco tiempo, otra persona salió y presentó sus bienes. Pronto, fue el turno de Wang Lin. Dio un paso adelante, sacó una pequeña botella, y dijo: "Cada gota de este misterioso liquido equivale a una píldora de ganancia de Qi. Hay alrededor de cien gotas aquí. Yo sólo quiero los cantos para la cuarta y posteriores etapas de la condensación de Qi. "Después de que terminó de hablar, abrió la botella. Todo el mundo podía sentir la energía espiritual dentro de ella.

Mucha gente quedó asombrada. Aunque las píldoras de ganancia de Qi estaban llenas de energía espiritual, son todavía un producto terminado. Este líquido tenía muchos más usos, como en la refinación de más píldoras.

Incluso cuando se refinan tesoros, como una espada voladora está ayudar a aumentar su poder espiritual.

Alguien dijo de inmediato: "¡Te cambio el canto de la cuarta etapa!"

Wang Lin alzó la frente y dijo: "¿Sólo la cuarto etapa?"

Otra persona gritó: "¿Qué hay de los cantos para la cuarta, quinta y sexta etapa para el intercambio con ese misterioso líquido?"

Wang Lin reflexionó un poco. Él sacudió la cabeza y dijo: "Quiero los cantos desde la cuarta hasta la quinceava etapa."

"Hermano, ¿no estás haciendo esto demasiado difícil para nosotros? Incluso el segundo hermano-sénior Zhang Kuang, que ganó el concurso del año pasado, sólo está en la sexta etapa, y sólo tienen los cantos para la séptima, octava y novena etapa. De la décima hasta la quinceava, ¡aparte de unos pocos maestros nadie más los tiene! "

Wang Lin se sorprendió. Vaciló por un tiempo. De repente, una voz no muy lejana, dijo, "¡Si usted tiene doscientas gotas de ese líquido, puedo darle los cantos de la cuarta hasta la novena etapa!"

Todos miraron hacia la voz y vieron a un hombre de ropas purpura que caminaba hacía Wang Lin. Él sólo tiene unos veinte años, pero tenía una expresión fría. Cuando llegó, miró a los alrededores y todo el mundo se sorprendió. Ellos respetuosamente dijeron: “¡Hermano-sénior Kuang vino a participar!"

El hombre de púrpura no prestó atención a ellos, pero dijo a Wang Lin, "¿Tiene doscientas gotas?"

La cara de Wang Lin se endureció y sus pupilas se contrajeron. Tenía una sensación de extremo peligro de esta persona, muy por encima de cualquier otra persona que se había encontrado en la secta Heng Yue.

Incluso el Maestro Sun Dazhu y el sénior Zhang no podían compararse con él.

Wang Lin respondió respetuosamente, "Este líquido es algo que encontré por casualidad. Además de estas cien gotas, tengo unas pocas docenas que guarde para mí mismo. No tengo más".

El hombre vestido de color púrpura reflexionó un poco. Él arrojó un trozo de jade y dijo: "¡Está bien! ¡Dame el resto del líquido y estos cantos son suyos! "

Wang Lin tomó la pieza de jade y la examinó para asegurarse de que contenía lo que necesitaba. Sacó otra botella y colocó las dos botellas en el suelo. No se acerco más al hombre vestido de púrpura.

El hombre púrpura miró a Wang Lin, luego agitó la mano. Las dos botellas volaron hacia él. Después de examinarlas con su sentido inmortal, dijo, "Si consigues más de este líquido, ven a buscarme en la parte de atrás de la montaña. No importa si son píldoras de establecimiento de la base, espadas voladoras de jade, técnicas, o incluso el canto de la décima etapa o posteriores. ¡Los intercambiare!” Después de que terminó de hablar, se dio la vuelta y se fue.

Los ojos de Wang Lin se estrecharon y su mirada se volvió fría. La última cosa que este hombre vestido de púrpura dijo era simplemente demasiado viciosa. La gente en la multitud, no se dio cuenta de inmediato, pero Wang Lin siempre había sido inteligente, por lo que siempre podía ver el significado más profundo de las cosas.

Las palabras que dijo significaban que cualquiera podía tomar el misterioso líquido para intercambiar con él. Eso pone a Wang Lin en una situación muy peligrosa.

Aunque no podía ver los ojos de los demás, podía sentir que había gente en secreto observándolo.

Pero después de que Wang Lin decidió traer el agua de manantial llena energía espiritual, ya se  había preparado para esta posibilidad, por lo que no entro en pánico y con calma comprobaba su entorno.

La multitud siguió rápidamente intercambiando hasta que la pequeña feria llego a su fin. A medida que las personas se fueron, había personas que estaban llenos de alegría con sus adquisiciones, así como muchos llenos de decepción por no conseguir lo deseado.

Wang Lin no se acerco a Wang Hao, en su lugar se colocó una docena de talismanes en sus piernas y salió corriendo. Desapareció en un abrir y cerrar de ojos.

Wang Hao era una persona inteligente y comprendió por qué Wang Lin hizo esto. Usó un talismán rápidamente y salió de allí rápidamente.

Los discípulos que revelaron algunos buenos tesoros todos hacían lo mismo y rápidamente se fueron.

Varios discípulos que tenían pensamientos maliciosos hacia Wang Lin después de ver el misterioso líquido, fueron tomados por sorpresa. Ellos querían perseguirlo, pero fueron incapaces. Maldijeron unas cuantas veces y se fueron.

Algunos de los discípulos de más alto nivel de cultivación no podrían intentar robar descaradamente. Esto era, después de todo, un intercambio entre los discípulos de la misma secta. Si llegasen a matar por ello y los maestros se enterasen, sólo traerían consecuencias nefastas sobre ellos.

Mientras Wang Lin estaba corriendo, siguió colocando más talismanes en sus piernas. El efecto de los talismanes puede ser apilado, por lo que, con unas pocas docenas de talismanes en las piernas, volvió rápidamente al patio de la secta.

La persona de la que tiene más miedo fue del hombre vestido de púrpura. Él no regresó inmediatamente a la casa de trabajo, se ocultó en una habitación vacía.

Sólo cuando la luz del día apareció y desapareció el efecto de la píldora disfraz, Wang Lin dejo cuidadosamente la habitación. Por suerte, en el camino de regreso no ocurrió nada.



Anterior     Índice     Siguiente

3 comentarios: